jueves, mayo 18, 2006

Comiendo pulpo

¡¡¡Qué cara de alegría tengo, eh!!!
Esta foto es de Ainsa, del restaurante donde entraron a comer mis papis con sus amigos (Bodegas del Sobrarbe), y donde mientras ellos comían sus delicatessen yo aproveché y me comí mi ración de pulpo azul (ummmm).

Lo mejor de todo es la trona donde estoy sentado, así puedo ver a todo el mundo en la mesa y cotillear lo que hacen y lo que comen.

Por cierto, ¿estoy guapo, verad? Con los paseos que me dan mis papis y mi yaya Consolación, me voy poniendo morenito, así que cuando llegue el verano ya estaré negro como el tizón.

No hay comentarios: