jueves, mayo 03, 2007

Verde que te quiero verde

Ahora entiendo porqué todo el mundo quiere ser futbolista. Yo pensaba que era por salir en la tele, por ganar mucho dinero, para ir a los restaurantes y no pagar..., pero no, estaba equivocado, la gente quiere ser futbolista para poder jugar en el césped mucho rato.

Como en Barcelona el césped es una especie en extinción, que se debe compartir con las caquitas de perritos y con las vías del tranvía, cuando llego a Creixell parece que esté sólo en el mundo.

Me encanta tirarme en el césped, coger las flores y dárselas a mi mami, jugar con la manguera hasta acabar empapado de agua, seguir con la mirada las mariposas y el vuelo de los pájaros.

No entiendo porqué mis papis se empeñan en vivir en Barcelona ya que allí no hay césped ni mariposas y quedan pocos pájaros. Espero irlos convenciendo poco a poco.

2 comentarios:

Alba y Alvaro dijo...

Nos da en la nariz que lo que es convencidos ya lo están, pero que no es ese el problema. Pero bueno, a lo mejor algún día...

Besos

Rosa dijo...

Es impresionante ver el crecimiento de Alex ¡¡¡¡que belleza!!!!