jueves, diciembre 18, 2008

Cosas de Navidad

Llega la Navidad y hay que preparar muchas cosas: el Belén, el árbol de Navidad, el caga-Tió... Resumiendo, un montón de trabajo, que si no fuera porque luego nos traen regalos, creo yo que no lo haría.

Lo primero que hicimos fue montar el árbol de Navidad, poniéndole bolas de colores, luces y hasta algún Papa Noel colgado..

Tanto a Daniel como a mí nos gusta mucho.

Luego hicimos el Belén, con el que juego cada día, ya que tengo que mover las piezas (reyes, pastores, animales...).
El resultado de hacer tantas cosas es que todo se ensucia mucho más de lo normal.

Yo, por si acaso, me he preparado y he comenzado a practicar con el mocho. De momento se me da muy bien, y por lo que parece mis papas están muy contentos.

Tengo que mejorar una cosa: no sé porqué, después de fregar un suelo tengo la costumbre de pisar por encima, por lo que tengo que volver a fregar para que no se noten las pisadas, y así hasta varias veces.

El Daniel se divierte de verme con un palo tan grande moviéndolo de un lado para el otro.

De momento me gusta, aunque he de reconocer que es un poco cansado y no se lo que aguantaré con este "vicio".


Daniel cada día come más y cosas más diferentes, el pan ya no es suficiente. Las papillas se las come tan bien que me tengo que dar prisa con mi plato, porque si acaba antes y yo todavía estoy comiendo me mira con cara de ansiedad como si tuviera mucha hambre.

El plátano, como a mí, es una de sus comidas favoritas, ya que es fácil de coger, es blandito y esté muy bueno.

No hay comentarios: